es increíble que en pleno 2018 sigan ocurriendo éste tipo de atentados ecológicos, no cabe duda que nuestro pobre estado cayó en las peores manos, un gobernador inepto que no ha podido solucionar absolutamente nada y todavía pretende heredar el cargo a su hijo, inaúdito y triste pero cierto, ojalá cambiemos nuestra forma de pensar en Veracruz y que la gente razone a quien darle su voto en las próximas elecciones, y que el gobierno federal voltee a ver este ecocidio y organizaciones internacionales, a ver si así se ponen a trabajar las autoridades de veracruz

Me gusta