investigaciones especiales

Zopilotes delatan osamenta humana

AGENCIAS

MOLOACÁN.-

La tarde de este jueves fue localizado el cuerpo de una persona en estado de putrefacción en ejido Tierra y Hogar entre los ejidos de San Lorenzo y Cuichapa en el municipio de Moloacán.

Trascendió que la víctima se llamó Roberto Fernández Milagros, de 66 años de edad y que posiblemente murió de causas naturales, pues padecía diabetes e hipertensión.

El finado vivía en San Lorenzo Mezcalapa, Moloacán, y era empleado de una tienda de abarrotes en Nanchital

El cuerpo presentaba avanzado estado de putrefacción y la fauna carroñera ya se lo había devorado.

Fue el fétido olor que llevó a habitantes a descubrir el cadáver al parecer de un masculino, de complexión delgada cuyo cráneo se encontraba separado del resto del cuerpo, por lo que se desconoce si está persona fue decapitada o después de morir animales carroñeros lo desprendieron.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: