investigaciones especiales

¡Lo buscan! lo acusan de contratar a pistolero para asesinar a su primo

/Agencias/

Coatzacoalcos, Ver.-

Las primeras investigaciones en torno al asesinato de dos personas en Oteapan, la mañana del lunes, indican que el asesino intelectual y el material coincidieron en el lugar de los hechos, en tiempo y espacio, para ejecutar el doble homicidio.

Datos aportados por los testigos, que incluso han sido divulgados ya en redes sociales, indican que el autor intelectual de la masacre fue Aldo Vicente Reyes Alfonso, de ocupación mariachi, y quien se habría valido de los servicios de un sicario para darle muerte a su primo Pedro Reyes López.

Pedro Reyes López al parecer era su principal objetivo, pero en el sitio también fue asesinado otro integrante del mariachi Arriba Oteapan, identificado como Modesto Facundo Hernández, quien esa mañana se encontraba platicando con su empleador, para ponerse de acuerdo para asistir a un evento que iban amenizar, y por el cual estaban contratados.

La familia agraviada señala directamente a Aldo Vicente Reyes Alfonso, quien acudió al sitio a cobrar venganza se una serie de rencillas familiares que se venían gestando desde hace varios meses, y en donde las autoridades municipales no hicieron nada para evitar la balacera.

Reyes Alfonso llegó al lugar acompañado de un sujeto que vestía de negro, los dos viajaban en moto, y dieron varias vueltas por la zona antes de que se desencadenara la tragedia, al parecer, midiendo el terreno antes de actuar.

Las dos víctimas se encontraban platicando en la casa donde se dieron los hechos, ubicada en Emiliano Zapata 11, del Barrio la Cruz, de Oteapan, cuando llegó Aldo Vicente acompañando al sicario.

Aldo Vicente Reyes Alfonso

Aldo le dijo al pistolero, “ese es”, señalando a Pedro Reyes López.

El sicario tomó su arma y le lanzó un certero disparo mortal a la cabeza, haciendo que el otro cayera de inmediato, sin vida.

Igualmente lanzó un disparo a Modesto, pero éste intentó escapar, y solo le dio en un brazo, al notar eso, el pistolero volvió a apuntar su arma y lo bajó de un plomazo en la espalda, que dio en la zona del corazón, también causándole la muerte instantánea.

El agresor, eficiente en su labor pues solo empleó tres cartuchos, tomó su arma y se marchó a bordo de una moto, acompañado de su empleador.

Antes de irse, Aldo Vicente volteó a ver los cadáveres que dejó atrás, y a la familia que había enlutado, y se marchó no sin antes reírse de ellos.

Los hermanos de los finados, en redes sociales declararon que, en pleno descaro, antes de que llegara la policía, Aldo Vicente volvió a pasar por la zona, burlándose del dolor que estaban padeciendo.

También señalaron que esto pudo haberse evitado, fueron muchas las ocasiones en que pidieron apoyo al alcalde de Oteapan, Berlín López Francisco, pero fueron ignorados, pues ya saben que el edil solo sirve para andar de mala copa, en la peda, echando trago, y echando las tripas cada vez que toma bacacho.

La Fiscalía General del estado también contaba con el antecedente de dos denuncias en contra del autor intelectual de la masacre, una en agosto, y otra en septiembre pasado.

Entre cantos, llanto y aplausos, la familia y amigos de Pedro Reyes lo llevó a sepultar la tarde del martes al camposanto del municipio. Durante el sepelio, se hicieron llamados para que haya justicia y se pidió por el eterno descanso del alma de los dos difuntos.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: