investigaciones especiales

Migrantes de Venezuela llegan a Coatzacoalcos

Son indocumentados este grupo de migrantes venezolanos que continúan abandonando su país por crisis social; durante su ruta viven momentos de terror al ingresar al “Tapón de Darién”.

/ Maythe Morales Ramos /

Coatzacoalcos, Ver.

Un grupo de 15 jóvenes de origen venezolano ha sorteado miles de dificultades tras abandonar su patria, sin dinero, ni alimento, pero con el anhelo de llegar a Estado Unidos en búsqueda de una mejor posibilidad de vida; a cinco meses de la travesía han encontrado en la bondad y caridad de las personas la energía suficiente para continuar su viaje.

Venezuela atraviesa una de las principales crisis de desplazamiento del mundo debido a la problemática socioeconómica desde la llegada del chavismo al poder, de acuerdo a cifras del Fondo Monetario Internacional del 2015 a la fecha más de 7 millones de venezolanos abandonaron su país y para 2025 se espera se suman a la lista 1.4 millones más.

Aliss Mar Lobera, originaria de Cumaná, quien viaja con su pequeña en brazos, aseguró que pese a lo complicado del viaje afortunadamente han logrado transitar de una nación a otra sin ser víctimas de la comisión de un delito.

“Que nos brinden el apoyo, que gracias a ellos estamos echando para delante con su apoyo el poquito que nos dan, unas moneditas, de bendiciones vamos recolectando, que si para dormir, para pagar un hospedaje, para comer y vamos para delante”.

Los migrantes aseguraron que la parte más crítica de la ruta migratoria es el denominado “tapón del Darién”, un peligroso paso selvático entre Colombia y Panamá.

Por su parte Jaqueline Aurora Sacarías Valle, originaria de Punto Fino, refirió que el cruce por la selva les tomó en promedio siete días.

“Tú entras en la selva y nos ves el fin, ni la entrada ni la salida, la misma selva te traga, no hallas como salir, te desesperas, cuando no hay desespero nos va bien, por qué, porque uno tiene que tener fe y apoyarse de Dios, una vez que tu decaes tú te mueres en la selva porque nadie te ayuda, el sol cansa, es escalar montañas, subes, bajas, te tiras en el rio, pasas el rio y muchas cosas, uno tiene que tener fuerzas, si tú te pones a llorar y sentirte mal nunca vas a llegar te mueres en la selva, mucha gente se ha muerto así”.

Los venezolanos cargan sobre su pecho carteles con la bandera de Venezuela para poder identificarse de otros migrantes y lograr con ello el apoyo de la población.

Actualmente este grupo de migrantes buscara viajar hacía la Ciudad de México a bordo del tren y posteriormente continuar su trayecto hacía la frontera.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: